1 de enero de 2011

LIbro de Bitácora (Diciembre 2010)



El mes de diciembre tiene connotaciones de todo tipo, una para cada visión. La Inteligencia de las Emociones ha tratado de vestirse de gala para tan magnos acontecimientos. Desde aquí quiero agradecer todas las aportaciones que habéis realizado a todas las entradas de este mes. Las emociones, si cabe, han sido las verdaderas protagonistas que, en esta casa, es lo que se espera. Empezamos reflexionando acerca de qué pasó para que así fuera, nos dimos de bruces con la Innovación, nos quedamos a la intemperie, armamos el belén y finalmente visitamos al médico de El Jou. No está mal.

Y aquí van algunas de las cosas que he anotado en mi libro de bitácora:

  • Científicos norteamericanos descubrieron en California formas de vida que se desarrollan en arsénico lo que supone la ruptura de un paradigma y la apertura de una puerta para imaginar que puede existir vida en otros planetas. No importa el porcentaje de probabilidades de que esto sea así, sino que ya no somos el ombligo de la creación. Ya era hora.
  • Monsieur Trichet, presidente del BCE, dio un alivio momentáneo a las presiones sobre la deuda española comprando bonos del Estado de los países con dificultades financieras como el nustro. Bueno, no los compró él en persona pero a alguien hay que mirar. Lo malo es que parece que sigue teniendo más poder los tiburones financieros que el Banco Central Europeo. Como metáfora no está mal, pero no deja de ser una realidad dolorosa.
  • Nuestro presidente Zapatero sigue recetando medidas liberales para tratar de calmar a los mercados y a nuestros socios europeos sólo que ahora ya tira de recetario liberal como si fuera del PP. Privatizamos parte de Aena y las loterías, ponemos más condiciones para el subsidio de los 476 € de los parados de larga duración, etc. Todo esto me recuerda la película de los hermanos Marx en los que van quemando los vagones del tren al grito de ¡más madera!.
  • Durante todo el mes la prensa ha ido desgranando dossieres de Wikileaks de los temas más diversos y así nos hemos enterado de cantidad de cosas que se han cocido entre nuestro gobierno y España. Lo que más me ha "conmovido" de este asunto es la carta abierta del ex embajador americano Aguirre (autor de buena parte de esos cables) exponiendo el enorme respeto y reconocimiento que le despierta nuestro país. Menos mal.
  • Días después se produjo la detención en Inglaterra de Julian Assange el fundador de Wikileaks siguiendo turbias indicaciones del gobierno sueco, todo hace suponer que auspiciada por el amigo americano. La cosa se ha resuelto con una libertad condicional previo pago de una minucia de fianza de 250.000 € sufragada por activistas ricos y cool de la sociedad británica y unas vacaciones pagadas en una mansión que quita el hipo. No sé, todo esto me sigue sonando a chamusquina.
  • A primeros de mes se declaró un pavoroso incendio en Haifa (Israel) con el resultado de 44 muertos. Para un país como ese tan preocupado de la seguridad no deja de ser llamativo que su parque de bomberos sea tan exiguo teniendo que pedir ayuda a primeras potencias mundiales como Rumanía para que le prestara unos cuantos coches bomba para la extinción de incendios. Y lo peor para ellos es que mientras eso sucedía pasó desapercibido que cuatro países han proclamado el reconocimiento de Palestina. Es que no se puede estar en todo.
  • La noticia estrella del mes ha sido sin duda el asunto de los controladores aéreos que en el Puente de la Purísima y/o Constitución crearon un caos de un par de narices dejando en tierra a 700.000 viajeros. A nuestro ministro Blanco que les tiene enfilados se le hincharon las narices y se declaró el estado de alarma en el que todavía seguimos. Es difícil encontrar a alguien que se muestre comprensivo con semejante colectivo y no será aquí donde encuentren consuelo.
  • Nuestra mejor atleta de todos los tiempos y vicepresidenta de la Federación de Atletismo, Marta Domínguez, junto a otros atletas y el super entrenador Pascual han sido imputados por un feo asunto de dopaje. Como no podía ser de otra forma en el caso está involucrado Eufemiano Fuentes médico que ya se hizo tristemente famoso por el caso Puerto.
  • El día 14, Enrique Morente uno de los mejores y más innovadores cantaores de flamenco murió a los 67 años. Miembro de una saga de excepcionales artistas ha desaparecido tempranamente y nos ha dejado huérfanos de su arte. Morente hizo que muchos que no nos sentimos especialmente atraídos por el flamenco nos asomáramos con respeto a ese arte.
  • Blake Edwards, el famosísimo director de cine, autor de joyas como Desayuno con diamantes, y las mejores entregas de la saga de La Pantera Rosa falleció el pasado día 16 a los 88 años. Esta especie de rey Midas de la cinematografía hizo que en los títulos de crédito de sus películas su nombre se escribiera con caracteres mayores que los de los protagonistas lo cual no era frecuente en esa época. Con él desaparece una inteligencia narrativa de primer orden.

La frase del mes se la debemos a Kenizé Mourad y decía “En realidad, para aprender hay que saber ya”.

Acaba un año que muchos podríamos considerar como horribilis con la tenue esperanza de que el próximo sea un poco mejor. En esa esperanza vaya para vosotros mis mejores deseos.

Por último y como siempre, quisiera dar las gracias a todas aquellas personas que se han pasado por aquí aunque no hayan dejado rastro. A unos y otros, muchas gracias.

17 comentarios:

  1. HOla Josep:

    Veo que de tu bitácora falta el evento más importante del mes en la blogosfera:

    La celebración del fin de la Primera lectura virtual del Quijote de la mano del Profesor de literatura de la Universidad de Burgos Dr Pedro Ojeda Escudero desde su blog La Acequia.

    Evento que festejamos con una enorme olla Podrida en Ibeas de Juarros la mayoría de los participantes de la lectura.

    Un abrazo y muy buen año 2011

    ResponderEliminar
  2. Hola Josep, lo malo de diciembre es que después viene enero, y seguimos sumidos en las incognitas y el pesimismo. No sabemos si la culpa es del barco, del capitan (paisano mío, vamos a dar una pista), su tripulación, o las condiciones del mar.
    Pensemos que el barco no esta mal, que las condiciones meteorológicas son imprevisibles, nos queda el elemento humano, parecen marineros de agua dulce, pero la tripulación que puede sucederles no se les ve grandes condiciones para la navegación marítima.
    Perdón por esta parábola marinera, podemos perder casi todo, pero no la confianza en nosotros mismos, es lo único que nos puede levantar.
    Mis mejores deseos para el año nuevo.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  3. Diciembre como Enero, son meses de continuidad. La Navidad solo la entienden los niños, e incluso abogo para sea solo celebrada por ellos o para ellos, para nosotros nos quedan las constantes preguntas, las especulaciones, el medir la felicidad por el grado de riqueza de la que dispongamos, aun que en tu caso Josep, viéndote a ti y a tus amigos, me parece que eres muy muy rico. Bienvenido a 2011. No se si te lo dije, me mude. Revisa mi http si quieres visitarme.

    ResponderEliminar
  4. Como siempre has hecho un buen resúmen de este año que nos ha dejado. esperemos que los futuros acontecimientos se presenten mejor y lo digo con todo mi optimimo.
    Mis deseos de un año bueno para ti y los tuyos. Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Hola Myriam:
    Tienes razón, me olvidé de ese evento que mencionas. Feliz año también para ti.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Hola J. Carlos:
    Con esa metáfora marinera se te entiende perfectamente. Lo único es que no tenemos más barco ni otra tripulación, así que habrá que tener confianza en que con estos mimbres haremos los cestos.
    La esperanza de un fururo mejor es lo que nos hace levantarnos cada mañana aunque haya días que nos cueste más que otros ¿verdad?
    Feliz año también para ti.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Hola Adolfo:
    Como seguramente ya sabes no soy nada proclive a estas fiestas y ahora que casi se han terminado siento un alivio enorme. Como dices, la navidad debería ser para los niños hasta el momento en que saben quiénes son los reyes magos que es su primer y puede que gran desencanto de la vida.
    En efecto, me siento muy rico y ese patrimonio es el que quiero compartir un año más con todos vosotros.
    Corro a investigar tu nuevo enlace.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Hola Katy:
    El optimismo con que se enfrenta un nuevo año creo que está en relación con el estado anímico. Los datos objetivos no invitan al entusiasmo, pero a pesar de todo, mantenemos el rumbo fijo hacia la salida del sol y esta bitácora junto con otras no se ha desviado ni un centímetro.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Es curioso, pero a mí 2010 me parece ya lejanísimo en la memoria. Y es porque ya tengo mis cinco sentidos puestos en 2011, que es lo que toca construir ahora.

    ResponderEliminar
  10. Hola Josep:

    Pues que quieres que te diga, que siendo malas muchas de las noticias y hechos, contados por ti parecen más objetivos que los de muchos medios.

    en fin, feliz año y esperemos que en las bitácoras del 2011 empiecen a llenarse de buenas noticas.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Hola Domingo:
    Esa actitud me parece correcta. Del pasado sólo hay que recordar que existió pero no vivir en él.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Hola Fernando:
    Muchas gracias. La verdad es que intento darle un toque personal sin faltar a la verdad. Vistos en perspectiva, estos resúmenes tienen mucho sentido cuando se analizan los de años anteriores. Los contenidos del 2011 están por llegar pero no sé yo si habrá mucho espacio para el optimismo. Ojalá que sí.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Hola Josep Julián, nos encontramos ante un año nuevo y con tu libro de bitácora del último mes del pasado año, ha quedado de manifiesto que por lo visto, " en realidad, no hemos aprendido porque no sabíamos".
    La esperanza mueve al ser humano y deseo que en este 2011 empezemos a darnos cuenta de que no somos el ombligo del mundo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Josep,me ha encantado tu balance,nos has dejado lo más importante y además esa frase digna para enmarcar: "PARA APRENDER HAY QUE SABER YA".Por tanto,nuestras crisis son necesarias para seguir aprendiendo,porque no hemos sabido prevenir y elegir lo mejor.

    Mi abrazo inmenso y feliz año,amigo.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  15. Hola Camy:
    Muhcas gracias por tus palabras que, como siempre, son muy bien recibidas. Sin embargo, no estoy tan seguro de que no hayamos aprendido porque no sabíamos (gracias por el guiño Kenizé Mourad) sino más bien porque a veces en lo que ponemos más interés es en olvidar a toda prisa lo que aprendemos. Parece una tontería pero los hechos demuestran que algo de eso hay.
    Te deseo un feliz y sobre todo fertil año 2011 en el que espero volver a encontrarte por aquí a menudo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Hola Majecarmu:
    Me ha encantado eso de que "las crisis son necesarias para seguir aprendiendo". Qué gran verdad.
    Te deseo lo mejor para este año y lo mejor es aquello que nos haga seguir creciendo, eso está claro ¿no?
    Un abrazo.

    ResponderEliminar